Como Vestir a Un Bebe

Cuando se va a tener un bebé se crean dudas acerca de la ropa que se tiene que comprar; no obstante, más adelante te vamos a orientar en el tipo de vestimenta a adquirir para que no sea incómodo para el bebé y el tipo de prendas para las distintas ocasiones y la estación ambiental.

Sin lugar a dudas, se debe tener presente que la ropa adecuada para los bebés debe de tener dos requisitos: seguridad y comodidad.

Consejos para comprar ropa para bebé

Antes de comprar la ropa de tu bebé debes tener en cuenta:

  • Qué las prendas deben quedarle holgada, es recomendable adquirir una prenda con una talla de más, de está manera el bebé se siente cómodo, a parte de eso los bebés crecen aceleradamente y en poco tiempo está ropita le quedará pequeña.
  • Las prendas deben estar confeccionadas de fibras naturales, tal como el algodón ya que no le provoca ni alergia, ni irritación al bebé.
  • Las etiquetas deben ser eliminadas, en particular en la ropa interior y de esta manera evitar los roces que terminan en irritación.
  • Las prendas que se manipulan por la parte de adelante son más prácticas, se debe comprobar que los cierres de las entrepiernas son de fácil uso para así tener mejor ventaja al cambiar los pañales.
  • Evitar los tejidos que suelten fibras como pelusas, ya que no deben tener contacto directo con la piel del bebé, puesto que le puede ocasionar alergia.
  • Los pijamas deben tener pie, de esta manera estarán más abrigado, por tal motivo los bodies son más recomendables que las camisetas.
  • Sus primeros meses deben usar calcetines para mantener sus pies abrigados, eso también dependiendo de la temperatura ambiental.
  • Para lavar su ropa de debe utilizar un jabón que sea especial para la ropa del bebé ya que otro producto puede ocasionar alergia.

Sugerencias para cambiar pañales al bebé

A todo bebé se le debe cambiar el pañal frecuentemente, Da igual que sean pañales de tela o pañales desechables como también su vestimenta. A continuación, mencionaremos algunos consejos para cambiar de ropa al bebé sin inconvenientes:

  • Antes de iniciar el cambio de ropa es necesario comprobar si tenemos a la mano todos los accesorios.
  • Mientras está pequeño el bebé tiende a enfriarse rápidamente, debido a su poco peso, por eso la temperatura de la habitación no debe estar menos de 25°C. No obstante, poco a poco irá tolerando el calor, mientras está ganando peso y sus defensas aumenten.
  • Para cambiar al bebé debe colocarse en una superficie firme, bien sea una colchoneta que se coloque en una mesa, un cambiador para bebés, u otro lugar que sea y seguro para él.
  • Debes llevar la manipulación del bebé con cuidado, como el evitar los movimientos toscos, recordando que está muy pequeño para sostener su cabeza.
  • Si le vas a colocar una camiseta, se debe estirar muy bien el cuello de la prenda para mantenerlo abierto mientras se la pasas por la cabeza, evitando el roce con la cara.
  • Cuando le vas a colocar una prenda de una sola pieza, debe iniciar metiendo los pies, y así continuar hasta arriba, cuando se abroche también se usa el mismo procedimiento.
  • Si la prenda tiene mangas, no debes ser brusco al halar sus brazos, se debe arrugar la manga, a la vez ensanchar la abertura, luego tomar el puño del bebé con mucha delicadeza y pasarla por dicha abertura, posteriormente, deslizar la manga por el brazo, si es necesario las mangas deben ser amplias para que no sea tan tediosa la tarea.
  • Por lo general, a los bebés no les gusta que los manipulen, por eso debes convertir el cambio de ropa en un juego. Se le debe cantar o hablarle con cariño. Aunque no te entenderá, pronto relacionará el cambio de ropa con un momento agradable.

Tipos de ropa para el bebé

En sus primeros meses, al bebé se le dificulta regular la temperatura corporal. A parte que la superficie corporal va hacer muy grande con respecto al peso, por eso pierde calor fácilmente.

No obstante, el recién nacido puede absorber calor en los ambientes cálidos, y la sudoración viene siendo el principal mecanismo de defensa, ya que se establece debido a la madurez de las glándulas sudoríparas por lo que la temperatura corporal sube y sufre un impacto de calor.

Según su crecimiento va equilibrando y desarrollando el termorregulador interno lo que le ayudara a conservar mejor calor. Para dar un ejemplo claro tenemos que en las temporadas frías caemos en el error de llevar al bebé abrigado hacia algún lugar, durante el transcurso el ambiente está frío, luego al llegar al destino, se denota el ambiente cálido, por lo que no le quitamos la ropa al bebé, sin embargo, se nos enferma a causa del cambio de temperatura.

Ropa de bebé recomendada para el invierno

En los días fríos tantos adultos como bebés, llevan varias capas de ropa que una sola prenda gruesa. Esto se debe a que las capas de aire de las diferentes piezas, se emplea como aislante térmico y va reduciendo la perdida de calor corporal.

Ahora bien, si estamos en un ambiente frío a otro más cálido, entonces le quitamos al bebé parte de las prendas para adaptar la vestimenta a una nueva temperatura.

Por lo general, se debe llevar un bolso, con prendas de abrigo por si refresca el tiempo, tal como gorro, bufanda o chaqueta. Y no olvidar una gorra o sombrero para protegerse del sol.

Cómo vestir al bebé en verano.

Si el ambiente es caluroso el bebé debe de vestir ropa de lino, algodón u otro tejido ligero que lo ayuden a transpirar. Estás prendas debe de ser sin mangas y holgadas para que tengan libertad de movimientos.

Por la madrugada la temperatura suele bajar y mientras dormimos el cuerpo se enfría, el bebé debe llevar un pijama de fibras de algodón la cual lo protegerá de los cambios de temperatura.

Si por casualidad llevas al bebé a la playa, y tiene menos de tres meses debe estar siempre en la sombra e hidratado, en fin, el bebé debe estar bien protegido ya que los rayos pueden quemarle la piel sensible.

Siempre debe mantenerse con ropa adecuada y sombrero, es importante mencionar que existen ropas de bebé confeccionadas con tejidos que poseen factor de protección hacía los rayos infrarrojos.

vestir a un bebe